Skip to Content
Wednesday, 18 de October de 2017.
561

Coleccionando el peor auto


05/02/2017
Ana París

La fabrica Ford también ha tenido sus desaciertos. Sin lugar a dudas la peor de su historia ha sido la marca Edsel, llamada como su hijo. Se fabricó durante tres años y le trajo a Ford pérdidas millonarias, así que ya sabes, si haces un negocio, no le pongas el nombre de tu hijo, no precisamente te dará suerte.

Del ridículo no se vuelve. El nombre fue elegido de entre una ridícula lista donde figuraban mangosta, tortuga, así que mejor Edsel, y punto.

Edsel era un sedán tipo lanchón enorme, ruidoso, molesto. Los críticos de la época decían que tenía trompa de vagina, era un auto que llenaba todo de humo a su paso, mal calibrado, con pésima potencia y gastador de gasolina, parecía tener todo para llevarse el premio al peor. Sus puertas no cerraban, y hasta la pintura era poco duradera, pero la historia siempre nos reserva una cucharadita de miel, así que este feo espécimen de la Ford es muy buscado por los coleccionistas, se fabricaron pocos y quedan menos, solo unos pocos miles. Tal vez el más deseado es el Edsel Pacer 1958.

Así que Ford, famoso por haber ampliado a gran escala el modo de organización del trabajo conocido como taylorismo, es también famoso por el peor auto de la historia.